Tener pelo de pony es un cacho: Cuidados básicos para el cabello con color de fantasía

Quiero comenzar este post con una dosis de honestidad: el pelo de pony es hermoso, pero también es un cacho. Mantenerlo, un hueveo mayor, francamente. Súmenle a eso los rizos, PEOR. Si estás dispuesta a pasar por todo el gasto de tiempo y dinero para tenerlo reluciente y sanito (y obvio que lleno de color), te recomiendo leer mi experiencia para que te hagas una idea de cómo cuidarlo.

Primero que todo: debes saber que para teñirse el cabello con colores de fantasía SÍ O SÍ HAY QUE DECOLORARSE. El tono que tome dependerá netamente de la base que tengas, y hay colores que no toman si es que  no está casi blanco.

Por lo mismo, si es que tienes el cabello delgadito o muy fino, recomiendo desistir de la idea, para que no quedes pelada.

Debes tener en cuenta que una decoloración es un proceso químico que no puede ser realizado por cualquier persona, sino que por un profesional o alguien que tenga conocimientos acerca de los productos que utiliza. En mi caso, mi hermana fue la que se encargó de hacer todo el trabajo, y ella recomienda sí o sí usar el decolorante Elgon con oxidante de 30 volúmenes (no más ni menos. Lo pueden encontrar en Pichara, y sale un poco caro (10 mil pesos entre ambos productos), pero les aseguro que no deja tan dañado el pelo luego de unos 20 minutos de decoloración (que es lo que más he aguantado, me da muchos nervios).

En mi caso, luego de varios años sin teñirme con colores de fantasía, decidí volver al arcoiris en febrero de 2015 con un balayage verde. En un principio lo quería azul, pero como mi pelo es castaño cobrizo, cuesta mucho que aclare en sólo una o dos decoloraciones. Así que fui pasando por varios tonos mientras lo decoloraba. La línea de tiempo del pelito de pony ha sido así: 

pelitosdepony

Verde (feb) – Fucsia y Morado (julio) – Morado (ago) – Galaxy Hair (dic)- Azul (ene)

A la segunda decoloración, me atreví a desteñir todo el pelo, carepalo. Me dolió un poco, porque sabía que era pega, pero quise dar el paso y no la pensé. Eso sí, originalmente era morado/azul, pero los colores no tomaron (raro). Igual me gustó el resultado final.

Ya en agosto, y porque no quería seguir decolorando tan pronto, me lancé con el morado, que me duró un montón (sólo me teñí una vez). Y después vino lo bonito: el galaxy hair. Esa fue mi cuarta decoloración (el pelo me quedo CASI blanco) y quedó HERMOSO! Es una paja mundial lograr ese tipo de colores (para la peluquera, no para mí jiji) así que después de pasar el año nuevo sumergida en la piscina, me teñí el pelo azul (y después de un año recién pude tener el color que siempre quise).

CUIDADOS BÁSICOS PARA EL CABELLO CON COLOR DE FANTASÍA:

Como ya les dije, tener pelo de pony es un cacho mayor. Son dos los aspectos que hay que tener en cuenta: queremos que nos dure el color y que no se nos muera el pelo, y para eso hay que fijarse en tres cosas:

1) El lavado~

Primero, recordemos que pasamos por una o más decoloraciones, por lo que la hebra capilar ya está más delgada. Antes de lavarlo, para protegerlo utilizo un pre-shampoo aloe vera anti irritante. Se deja 5 minutos y después se aplica el shampoo. Mi recomendación es esparcirlo por las manos y luego ponerlo uniformemente en el cuero cabelludo. El shampoo que uso generalmente es para rulos. Suelo alternar entre Curvaceous de Redken y Herbal Essences Alborótalos.

Es muy importante que se laven el cabello con agua fría. El agua caliente lo reseca más, y de paso arrasa con el color de pony. Créanme que después de un rato se van a acostumbrar a esto e incluso les hará falta cuando desistan de ser ponys.

El bálsamo o acondicionador se aplica parejo por todo el cabello. Trata de dejarlo actuar un par de minutos antes de retirarlo. Uso generalmente el de Restauración de Pantene o Coconut Milk de Organix.

Lo común es lavarse el pelo dos veces a la semana, no más que eso. Y si sientes que tienes el cabello grasoso, siempre puedes usar un shampoo en seco como este (hará que te dure un par de días más limpio).

2) El cuidado~

Las primeras semanas después del decolorado son cruciales para devolverle grosor al cabello. Lo ideal es nutrirlo con máscaras naturales como esta o con cremas/masajes al menos una vez a la semana. Si tienes rulos, inevitablemente perderás definición, por lo que debes hidratar lo más posible. Para eso recomiendo el popular aceite de coco (al que le tengo que hacer una oda en un post aparte). Se deja puesto de medios a puntas toda la noche y la mañana ~tadá!!

pony1

En mi caso utilizo semanalmente esta máscara de DOVE, de reconstrucción completa o la de la línea Oleo Nutritivo y el aceite de coco, que compro en las farmacias Knop o en farmacias independientes o herbales. No me ha salido más de 3 lucas y dura para varias aplicaciones.

3) El mantenimiento~

El verano es el enemigo no. 1 de los pelitos de pony. piscinas, sol y las sales del mar son los que más les hacen daño. Mi recomendación más sensata sería “no se metan al agua”, pero todos sabemos que eso es imposible.

IMG_4917

Obviar mis caras de NOPE. Pelo desteñido con sol y a la sombra (tengo Snapchat, pueden seguirme en @nosoyfashionist – sin la “a”)

Sin embargo siempre se puede proteger. Para salir al sol y que no se me queme, uso el spray Reflective Glow de Redken, de la línea Color Extend Sun (que también tiene shampoo y acondicionador). Lo uso sobre el pelo seco antes de exponerme al sol y funciona igual que el bloqueador para la piel.

La pérdida de brillo es muy recurrente, sobre todo si es que estás secándote con aire caliente o sigues planchando tu cabellera. Para estas dos cosas uso Diamond Oil Glow Dry (también de Redken), que es un aceite ligero que se aplica con el pelo húmero y protege del calor cada hebra. Además, se activa con lo calentito y le da brillo y suavidad al pelo. Y por si esto fuera poco, se demora menos en secar (lo comprobé, de pasé de 5 a 3 mins con el secador). A este producto también debo hacerle una oda en otro post (se vine).

pony2

Volver a colorarse

Porque esto, al igual que los tatuajes, suele ser una adicción. Para volver a colorarte (sin decoloración) recomiendo hacerlo con el cabello sucio (como todas las coloraciones) pero ojo, que tu último lavado antes de aplicarte nuevamente la tintura lleve una máscara full reparación/hidratación o bien te hayas puesto aceite de coco. Yo sólo uso dos marcas de tinturas: el pigmento de Elgon (encontrable en Pichara) que suele resecar un poco, pero el tono queda muy intenso; y RebelGlow (que tiene una gama de colores infinitos y juro que duran la eternidad). Esta última, la pueden encontrar aquí.

¿Se atreven con un cambio drástico como este? ¿Alguna vez se han dejado la escoba en la cabeza por intentar teñirse solas? Cuéntenme sus experiencias y consejos en los comentarios! 🙂  

Cami Navarrete

Mami chula de este blog. Periodista picá a fashonblagger que gusta hacer reviews de productos de belleza, ir a conciertos, bailar en el agua y los perritos.

5 Comments

  1. Hola el ultimo tinte el rebelglow como se destiñe? Es que hay tinturas que se deslaban muy feo

    • Depende del color. En general esa tintura tiene muy buena muerte, pero cuesta DEMASIADO sacarla 🙁

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *