Las 5 resoluciones que tomé para tener un año bacán y en paz

Hola bebés! He regresado ???? La verdad es que nunca me fui. Mi inicio de año ha sido muy movido: tengo un nuevo trabajo y mi estilo de vida dio un giro de casi 180 grados (ahora me demoro 11 minutos en llegar a la oficina, chao Transantiago!).

Y para qué estamos con cosas, el 2016 me tenía agotadísima. El segundo semestre fue tan difícil, que juro sentí que no iba a sobrevivirlo. Siento que varias personas estuvieron así (envidia a las que tienen el 2016 como el mejor año), y por lo mismo, las últimas semanas viví en la resignación esperando lo peor (cosas horribles pasaron). Creo mucho en la renovación de las energías cuando termina un año, porque de verdad lo noto, y ahora no fue la excepción.

El 2016 fue difícil, y por lo mismo aprendí un montón. Por eso, quiero compartir las X cosas que desde ahora voy a aplicar en mi vida (y que me ayudarán a enfrentar el 2017 con la mejor energía):

❤️ Si no estás feliz, muévete de ese lugar.

Una vez leí esa frase súper clíche/Pilarsordismo que decía que ser infeliz es una decisión personal (AHYIA), pero déjenme decirles que es verdad. Hay que parar y analizar en qué estamos que nos tiene así y después de eso HACER ALGO AL RESPECTO. Lo hice el año pasado y pucha que fue sano para mí.

❤️ No juzgues a nadie, en cualquier sentido.

Esta es súper difícil. Muchas veces estamos inmersos en ambientes donde todo se trata de juzgar: “Qué rápido se pusieron a pololear x personas”, “cómo bajó/subió tan rápido de peso”, “por qué gasta tanta plata en x objeto”, etc. Mientras menos estén preocupados de las cosas que haga el resto con su vida, mejor. Antes de decir cualquier cosa, detente y reflexiona ¿vale la pena? ¿Habrá algo más detrás de lo que estoy juzgando?
Ojo, no hay que confundir la falsipreocupación con la preocupación real. Si es tu cercano, bacán, plantéaselo, pero ojo: tienes que sentirlo.

❤️ Deja ir a las personas que no te hacen bien, y dale oportunidades a las que merecen volver.

La gente viene y va, mi papá me lo dijo cuando era niña y ahora más que nunca le encuentro mucho sentido. A veces las diferencias pueden separarte de alguien que quieres mucho, pero si esa persona hace el intento de volver y se la juega, entonces ¿por qué no darle una oportunidad? Lo mismo al revés, si sientes que la embarraste y tienes las ganas de solucionarlo, no pierdas esa oportunidad. En ese caso, es mejor arrepentirse de lo que hiciste que de lo que no hiciste.

❤️ Una vez al año (o más) viaja a un lugar donde nunca hayas estado.

Esta es una de las 18 reglas del Dalai Lama para vivir con plena armonía, y también me ha hecho mucho sentido. Desde el 2013 que lo aplico, y créanme que un viaje a un lugar desconocido es muy enriquecedor y es de las mejores inversiones de dinero y tiempo ever. No tiene por qué ser a miles de kilómetros de distancia, puede ser a otra región o a un par de horas. Aparte, viajar solo es una opción muy bacán.

❤️ Deja de pre-ocuparte y vive el momento.

Hola, soy Camila y sufro de ansiedad. No se lo doy a nadie, es terrible la sensación y el poco control que tienes sobre ti mismo en esos momentos. Por eso ahora trato de -si bien planificar cosas-, no pre-ocuparme y más bien, ocuparme de lo que está pasando y por sobre todo disfrutar el momento. Aprendí a parar, mirar atentamente y grabar en mi memoria todos los detalles. Hagan el ejercicio cuando estén viviendo algo bonito, sobre todo con las personas que quieren y llevan en sus corazones.

 

Ya sé que todo lo que escribí puede sonar súper paz y amor y too much, pero siento que poner en práctica todo esto es un objetivo muy cumplible, así que se los comparto por si aún no han pensado en este ítem para el 2017. Al final, ser felices depende de nosotros mismos y lograr nuestras metas igual.

En resumidas cuentas mis objetivos del 2017 son bajar las revoluciones, pensar más antes de actuar y buscar la felicidad, dejando de lado las cosas negativas ¿Qué es lo que esperan ustedes de este año?

Cami Navarrete

Mami chula de este blog. Periodista picá a fashonblagger que gusta de hablar de cosas de niñas, ir a conciertos, bailar en el agua y los perritos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *