Pelito más sano, piel brillante y uñas fuertes: empecé a tomar Genacol y no lo dejo más

Ustedes saben lo que significa tener un pelo hermoso y  de colores fabulosos como el míoEEEEEELLA: muchas, infinitas, cuáticas y dolorosas decoloraciones (sí, son dolorosas a veces). Y como cuidar el cabello para mí es un cuento importante (porque sino, no lo tendría de colores de fantasía), quise aportar a los productos de belleza típicos de uso diario, un medicamento que me ayudara “a adentro a afuera”.

Y obvio que fui al doc, contándole que se me había resecado un montón, y aparte que se me estaba empezando a caer. Así que después de evaluarme (y ver que ciertas partes de mi piel estaban resecas y que mis uñas se quebraban con demasiada facilidad), me recomendó tomar colágeno hidrolizado.

Así es como llegué a esta maravilla, llamada Genacol, colágeno en cápsulas (y que es justamente lo que me estaba faltando en el cuerpecito).

Para quienes no lo saben, el colágeno es una sustancia proteica, que básicamente es el adhesivo del cuerpo. Tiene múltiples funciones, y una de ellas es estar presente en las articulaciones (para evitar el roce), órganos internos, huesos, tendones, ligamentos y superficies celulares como el cabello, la piel y la placenta.

A eso de los 30 años comienza la disminución de esta sustancia, y en algunas personas como a los 25. Por esto es que se hace fundamental tener un refuerzo en su producción, y así evitar molestias tan comunes como dolor en las articulaciones o malestares en el sistema digestivo.

Los efectos, obviamente, no los vi de inmediato. La dosis, que son 3 cápsulas al día, la comencé a tomar a inicios de mes, pero para el término, mis rulos ya se habían nutrido, las uñas no se me doblaban y mi piel estaba mucho más brillante.

Obviamente, el quiebre del cabello se detuvo, y también noté cómo se me hacía menos pesado hacer ciertos ejercicios en el gimnasio (que pa mí es re importante porque no puedo estar sin hacer ejercicio, claramente).

Lo mejor de todo, es que no hay contraindicaciones para tomar este suplemento (así que mis alergias alimentarias se pueden quedar guardadas), aunque eso sí, se necesita consultar al médico si quieres tomarlo y estás embarazada (o tienes menos de 25 años).

¿Han probado ustedes tomar colágeno hidrolizado? ¿Qué resultados han podido ver en particular?

Cami Navarrete

Mami chula de este blog. Periodista picá a fashonblagger que gusta hacer reviews de productos de belleza, ir a conciertos, bailar en el agua y los perritos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *